Opinión

Publicado el 27 de mayo de 2014 por Colaboraciones

13

Sobre Podemos y otras cuestiones

Irab Zaid

Mayo 2014, Madrid

El triunfo de “podemos” no nos debería sorprender. Tras el 15m se abrió un escenario político bien distinto, ya no vale la cultura política post 78, tampoco el bipartidismo, y la abrumadora crisis del capitalismo, la corrupción sistemática (no son corruptos por una cuestión moral, sino que se trata de algo sistemático) son cuestiones que están a la orden del día, y los grandes partidos del régimen caducos de ideas y proyectos de estado (más aun cuando el capital financiero se impone sobre el estado-nación) parecen lanzar sus últimos aletazos. No obstante y desgraciadamente una gran parte la clase trabajadora del estado español no está pensando en grandes revoluciones que derroten al capitalismo, sino que trata de luchar de cualquier forma contra la mísera cotidianidad, la del desahucio, la del despido, la del miedo. “Podemos” ha sabido jugar sus fichas en este escenario, ha sido una bocanada de aire fresco y de diferencia. Los que apostamos por la lucha no electoralista (asambleas de vivienda, centros sociales, colectivos de barrio, sindicatos no pactistas…) tenemos que pararnos a reflexionar. Mirar a nuestro alrededor e intentar jugar nuestras cartas de la mejor forma posible en la realidad existente.

La desesperación y falta de confianza en el sistema electoral sigue presente con más del 50% de abstención. Pero no podemos pasar por alto la victoria de “podemos”, es ahora, tras el triunfo, cuando “podemos” se puede construir como otro partido más existente, o como una extensión del movimiento, “podemos” puede ser movimiento. Que “podemos” sea movimiento significa que traspase su aspiración electoralista y de la institución, para conformarse como un órgano semi horizontal de participación directa en la política de los barrios. Los círculos bien podrían ser asambleas post 15m. No negamos el carácter reformista y socialdemócrata de podemos, ni su liderazgo, pero en esta situación, ya solo nos quedan dos caminos, pensando siempre en estrategia, ya no nos vale ser autorreferenciales, ni quedarnos en nuestros pequeños colectivos de afinidad, en esta fase de crisis del capitalismo financiero, todo es posible. O nos conformamos como un actor político visible o seremos un cadáver, o intentamos crear un proceso de unificación en torno cuestiones básicas como “anticapitalismo” “no participación en la democracia del capital” “horizontalidad” o tendremos que ocupar esos espacios de participación en donde el movimiento reside, por muy reformistas que sean.

Son duros momentos para los revolucionarios, pero debemos pararnos a pensar, dejar ortodoxias aparte, e intentar buscar la fórmula para dar un salto tanto cualitativo como cuantitativo.

Comparte nuestro contenido para disputarle la hegemonía a los medios capitalistas

Tags: , , , ,


Acerca del autor

Colaboraciones

Colaboraciones enviadas a la página. Para mandar tu colaboración puedes enviarnos un correo a regeneracion@riseup.net con el asunto "Colaboración". No olvides firmarlo o indicar si quieres publicarlo anónimamente.



13 Respuestas para Sobre Podemos y otras cuestiones

  1. Carlos says:

    Totalmente de acuerdo compañero, son momentos para dejar atrás la ortodoxia y el purismo. O estamos presentes en los cambios que se sucedan en los próximos acontecimientos o tendremos que arrepentirnos el resto de la historia.

    Salud y Anarquía!!

  2. Aunque comparto algunas ideas sobre "renovación" de la propuesta anarquista, no creo que la participación en el juego parlamentario sea la mejor forma de actuar.

    Y no es cuestión de que yo sea ortodoxo o purista. Es cuestión de historia, análisis teórico, y experiencia en la práctica que un par de siglos de lucha obrera nos muestran. Los principios teóricos del anarquismo, si bien abiertos a debate, creo que se siguen justificando de la misma manera hoy que hace 150 años. Y lo seguirán haciendo en el futuro, porque la validez y fuerza de un concepto teórico radica en su explicación convincente de algo. Este "algo" es la política institucional, y el anarquismo ya dejó claro (tanto en práctica como sobre papel) que esto no suele llevar a buen puerto...

    Así que no al purismo (que pareciera que es una palabra de moda), pero no tampoco al alejamiento de los principios del anarquismo. Si alguien quiere trabajar para un partido político o grupo que concurra a elecciones, que así lo haga. Creo que todxs somos libres de ello (y así debiera serlo si no lo es). Pero que no se llame anarquista, al igual que no llamamos peras a las manzanas (Ana Botella debe estar muy orgullosa).

    Salud.

  3. Carlos says:

    Creo, o yo no lo he entendido bien, que nadie se refiere a trabajar en las Instituciones. Yo desde luego, tengo muy claro que no lo voy a hacer. Lo que si es posible e importante es conocer la realidad de la existencia de los círculos e intentar aportar y crecer con ellos. Más que sólo de los círculos, trabajar en los espacios que se están abriendo y que se seguirán abriendo, debido a las circunstancias, en los que habrá gente que venga de diferentes movimientos políticos, e incluso de ninguno.

    Para mi es importante que los anarquistas, sobra decir que con los principios básicos del anarquismo, estén con la realidad social del momento y entre la gente. Pues gente son. A lo que me refiero con purismo, y no creo que sea una palabra nueva, es a la gente que trabaja desde su grupo de afinidad encerrado a todo lo exterior. Yo, como seguro todos, conozco varios casos, y de hecho he participado en eso. Y lo considero un error.

    Salud, nos veremos por el camino!!

    • Partes del texto me dieron a entender que se planteaba un acercamiento a esos "círculos" dependientes de un partido político (en este caso, Podemos). Personalmente, no creo que trabajar con esta gente nos lleve a ningún puerto de interés. Colaborar en materias específicas y en contextos concretos es otra cosa, pero de ahí a formar parte directa de esos "círculos" creo que va un paso grande. Aunque cada cual es libre de decidir cómo llevar la lucha, claro está.

  4. alejandro says:

    Esta esto muy revuelto con el tema podemos. Voy a intentar aportar algo al tema

    1. El éxito de podemos viene condicionado por la pérdida de votos del PSOE fundamentalmente. Iglesias ha hecho varios guiños durante todo este tiempo a esos votantes.

    2. Podemos es un partido sin historia, lo cual le da ventaja por la ausencia de corruptelas en sus filas.Todos sabemos lo barato que se compra este discurso de políticos malos como culpables de la crisis. Iglesias ha paseado este discurso de manera patética por los canales de televisión.

    3.¿ Podemos no tiene presupuesto para campaña electoral? . No seamos ingenuos. ¿ Que son entonces todas esas apariciones constantes en los medios? ¿ Creeis que no existen ayudas o intereses de los medios en los que aparece una y otra vez? Aquí nadie regala nada.

    4. El personalismo de este partido es sencillamente ridículo. A parte de sus constantes referencias a su persona, y su evidente necesidad de figurar, el delirio de este hombre se ha consagrado con los carteles en los que aparece el en color y el resto de su equipo en blanco y negro, con el uso de de su careto como logo del partido y lo más triste y cómico a la vez: su cara aparece en la papeleta de su partido. Con esto último yo lloré de la risa.

    5. Este partido no ha encauzado la rabia o el inconformismo del 15M, lo ha neutralizado. Entre la propaganda y la imposibilidad de ejecutar cambios sociales, ha hecho más fácil la vuelta al redil.

    6. Sobre la ocupación de espacios: para los que manejas los medios, y para los que emplean el populismo ( de derechas y de izquierdas) es muy simple y rápido . No digo esto para conformarnos , debemos salir del guetto y debemos seguir trabajando . Digo esto para que tengamos en cuenta esto a la hora de articular propuestas y para reaccionar de manera más acertada a todos los cambios sociales que se están produciendo.

  5. Perm says:

    Todxs sabemos que tenemos que salir del guetto, trabajar y articular propuestas para reaccionar de manera acertada a "todos los cambios sociales que se están produciendo".

    Yo personalmente carezco de tiempo e ideas claras acerca de cómo hacer eso, así que quien pueda impulsarlo, por favor que lo haga, porque el cambio nunca ha parado de ocurrir y parece que nos limitamos a criticar y a hablar de la necesidad de "articular propuestas alternativas". No basta con decirlo, hay que proponerlas, es el primer paso para llevar a cabo acciones con el alcance de, por ejemplo, podemos.

  6. alejandro says:

    Yo no te pienso decir que tengo un plan maestro. Propuestas desde el ámbito libertario están surgiendo, poco a poco y con las dificultades y contradiciones que hay que superar , pero recetas milagrosas no existen. Personalmente creo en el trabajo colectivo en las calles. Poca ayuda supone estas repentinas apariciones de exigencias de inmediatismo. Si no tienes tiempo y quieres tener un alcance tan rápido y grande como el de podemos lee mi comentario anterior y ponte las manos a la obra.

    Y la crítica no es una pataleta, pretendía ser una aclaración para un mejor análisis de la realidad. Tu que sabrás a que nos limitamos los demás.

  7. Manuel says:

    La cosa es que nuestro pueblo, nuestra gente, no espera a ese poco a poco ni se conforma con proyecciones al largo plazo, requiere de programas factibles para aquí y ahora, y es lógico.

    Podemos se lo ha ofrecido en un ámbito, el electoral, en el que no es necesario mucho compromiso y ha conseguido una plataforma importante para visibilizar un discurso que nos puede abrir ventanas importantes para el trabajo político en el día a día.

    Mucho mejor eso que lo que ha pasado en otros países de Europa, ahí estaríamos tirándonos de los pelos. Lo que no entiendo es que los abstencionistas "hard core" se escandalicen de que la extrema derecha gane en Francia, si para ellos "las elecciones no son importantes, lo importante son las calles"...

    • alejandro says:

      En todo caso la abstención favorece a los partidos pequeños. Por otra parte me parece sucio tu argumento del crecimiento de la extrema derecha en Europa , como si los que nos abstenemos tuviésemos culpa de eso o como si el hecho de no votar nos borrara de un plumazo las preocupaciones de este peligro tan evidente. Si las coordenadas que me ofreces son por un lado la derecha reaccionaria, y por otro la izquierda rancia española, uno tendría que elegir la segunda opción, pero eso es una trampa.

      Las categorías tipo "abstencionistas hardcore" o "fundamentalista" hay que argumentarlas un poco más , entre otras cosas porque ya huelen un poco.

  8. Dacoal says:

    Se han tocado muchas cuestiones en este debate, voy por partes.

    Primero quiero comenzar por hacer una afirmación contrastable al margen de afinidades y posicionamientos: Podemos ha reconfigurado el escenario político. Sus resultados electorales han superado las expectativas más optimistas (yo les daba como máximo 3 escaños) y han provocado su irrupción en el mapa político de forma inesperada. La campaña realizada merece un estudio a fondo y creo que debería estudiarse en las facultades de ciencia política y sociología porque nunca antes con tan pocos recursos económicos (cerca de 150000 euros) se habían conseguido esos resultados.

    La apuesta política de Podemos era arriesgada, atendiendo a su forma se puede caracterizar como un híbrido entre partido de notables (las caras conocidas y los liderazgos carismáticos) y movimiento social (el músculo militante que ha llevado a cabo la campaña a pie de calle). Aunque no sea ni mucho menos "el partido del 15M" como algunos lo han denominado, si tiene una gran herencia de él, principalmente su papel ha sido el de canalización del ecosistema que se generó en las plazas y que ha ido derivando en diferentes plataformas, mareas, colectivos...etc.

    En cuanto al personalismo, es una de la críticas principales que ha recibido y personalmente me genera sentimientos encontrados. Por una parte no me hace mucha gracia el tema de que gran parte de la campaña se haya centrado en torno a la figura de Pablo Iglesias, pero por otra parte reconozco que ha sido crucial para el éxito obtenido. Respecto al tema de utilizar su cara como logo comento una anécdota que me contó un compañero que estaba de apoderado por IU el dia 25M, dice que llegaron un grupo de señoras mayores al colegio electoral preguntando por "el de la coleta", él le dijo que se referirían a Podemos, ellas dijeron que no les sonaba por ese nombre, pero al ver la papeleta con su cara automáticamente lo reconocieron y las cogieron. Una simple anécdota que a lo mejor no es significativa, pero creo que no es muy descabellado afirmar que una parte de los votos puede haber tenido una historia parecida.

    Pablo Iglesias tiene un gran protagonismo dentro de Podemos pero eso no puede llevar a la confusión de afirmar que Podemos es un proyecto personalista creado a su imagen y semejanza y para sus fines. No, mas bien es al revés, Podemos se está aprovechando de su imagen pública para publicitarse, es mucho más que las figuras de Pablo Iglesias, Juan Carlos Monedero e Iñigo Errejón (menos visible, pero el artífice intelectual de la campaña) y los más de 400 círculos que hay repartidos por toda la geografía ibérica e incluso en otros países así lo demuestran.

    Pasado este momento, ahora es cuando viene el verdadero trabajo, estos últimos meses toda la actividad de Podemos se ha centrado en prepararse para las elecciones europeas, los debates giraban en torno a cuestiones programáticas y cuando se cerró el proceso de enmienda del programa fueron sustituidos por cuestiones logísticas para realizar la campaña de forma efectiva. Una vez pasadas las elecciones y sin la presión de los plazos es cuando hay oportunidad para debatir en los círculos sobre que queremos que sea Podemos y cuales son los siguientes pasos a seguir.

    Podemos actualmente carece de una estructura orgánica, el comité de campaña formado por los notables anteriormente mencionados ya ha perdido sus funciones y es el momento de decidir como nos vamos a organizar, el modelo a elegir será el resultado de los debates que se den en los círculos a partir de ahora. Varios se han pronunciado (y estoy totalmente de acuerdo) ya a favor de contrarrestar el personalismo de Pablo Iglesias por medio del fortalecimiento de los círculos y la orientación a una estrategia más municipalista.

    Me dejo muchas más cuestiones en el tintero pero supongo que ya irán saliendo a lo largo del debate. A donde quiero llegar es que actualmente Podemos no es un partido más al uso porque no tiene una estructura vertical y fija, sino dinámica, cambiante y en forma de red. En Podemos no se puede militar ni existe un censo ni pago de cuota. Hay ciertos sectores que estarían interesado en cambiar esto, principalmente los que defienden la "confluencia" con IU, no sería de extrañar que militantes de IU se acercarán a Podemos con esa intención. Pienso que si Podemos entra en esa dinámica sería el fin de esta experiencia tan rica y con tanto potencial, por eso creo que los libertarios podríamos jugar un papel defendiendo la horizonalidad y tratando de divulgar nuestros principios.

  9. agusti says:

    Los partidos son el problema no la solución... el Estando y el Parlamento pertenecen al sistema y no pueden usarse consecuentemente contra El.... Per dejemos los principios, el discurso populista, demagógico y maniqueista de podemos es patético... los nuevos reformadores de izquierda nos venden el viejo programa socialdemócrata. Todos estos ideólogos de profesión tienen una característica común. Obviar el papel histórico y protagonista del proletariado en la revolución. Disolver el proletariado y la pequeña burguesía en el concepto ideológico de nación, pueblo, ciudadanía.... No deja de ser sorprendente el apoyo mediático que están recibiendo de los mas-media supuestamente al servicio del Gobierno y el gran capital... "La operación coleta" está siendo todo un éxito...pablo e inigo son mas famosos que la moños

  10. agusti says:

    A los anarquistas siempre les pasa lo mismo: de que sirven los principios si en la práctica son traicionados a cada momento. Partido, lider, podemos dice que va ha servir, gobernar para el pueblo no para la élite... el pueblo trabajador lo que necesita es precisamente dejar de ser lacayo, no necesita nadie que lo gobierne o le sirva... pero aún hay más los anarquistas ven en las poli y ejército el enemigo
    Podemos todo lo contrario

    http://www.elconfidencialdigital.com/defensa/Pablo-Iglesias-indignados-plataforma-Podemos_0_2267173274.html

    Por último, Para que la nación sea efectivamente capaz de reconstruirse a sí misma alrededor de un nuevo núcleo de clase, deberá ser reconstruida ideológicamente, y esto sólo podrá conseguirse si el proletariado no se disuelve a sí mismo en el "pueblo", en la "nación", sino que, por el contrario, desarrolla un programa de su revolución proletaria y fuerza a la pequeña burguesía a elegir entre dos regímenes. La consigna de la revolución popular adormece a la pequeña burguesía así como a amplias masas de obreros, les reconcilia con la estructura burguesa jerárquica del "pueblo" y retrasa su liberación.

  11. Lo peor de Podemos es que llevan el consumismo político al máximo, siendo en mi opinión una de las formaciones políticas institucionalizadas que más alimenta la vieja idea liberal de "actorx políticx pasivx." Es decir: la política va de puta pena porque lxs políticxs de ahora son la mierda. Vota a Podemos, que nosotrxs lo haremos mejor. Eso sí, nunca olvidéis que vosotrxs, el pueblo, tenéis la soberanía última, pero vótanos primero...

Ir arriba ↑